aprato

Perdidos en la inmensidad

SIN BRUJULA

Mucho antes de los GPS, en un inmenso establecimiento de la caldenada pampeana, caprichos y errores se conjugaron para armar una cacería de terror.

POR CARLOS REBELLA

La habitualidad en el interior de ámbitos domésticos se mecaniza mentalmente permitiendo, aun a oscuras, desplazarse sin tropiezos por casi toda la vivienda. Pero esa facultad orientativa desaparece cuando los citadinos en general, abandonan su hábitat urbano, desnudando su carencia de instintos naturales para situarse en la selva, la sabana o la montaña.

(Leer más en VIDA SALVAJE # 249 - Abril 2019).

 

 
2019 - Revista Vida Salvaje - Todos los Derechos Reservados